Fetraelec repudia accidentes laborales por falta de equipos

 Caracas Abr 23 (El Universal) La explosión de un transformador en la subestación El Manzano, estado Lara, ocurrido el pasado 11 de abril, cuyo saldo lamentable arrojó dos trabajadores de Corpoelec y uno en estado de gravedad, desató repudio y malestar de los sindicatos eléctricos.

 

Ángel Navas, presidente de la Federación de Trabajadores de la Industria Eléctrica (Fetraelec), señaló que estos siniestros han podido evitarse. Recordó que en las últimas concentraciones y documentos públicos de esa agrupación, han expresado las carencias de equipos e instrumentos necesarios para garantizar a los trabajadores la seguridad en las operaciones.

 

"En 2013 hubo 14 trabajadores eléctricos fallecidos, por no contar entre otras cosas, con las condiciones apropiadas en el sistema para atender la fallas, las interrupciones, los mantenimientos", dijo. "Muchas veces el trabajador de manera responsable sale a cumplir su jornada con importantes riesgos".

 

El dirigente indicó que esperan que este año "no se repita el resultado tan deplorable de 2013; aunque en este primer trimestre se reportan 150 trabajadores lesionados y los 2 fallecidos del estado Lara".

 

En este primer trimestre, apuntó, la Asamblea Nacional ha aprobado recursos para el sector que "se quedan en burocracia". Y es fundamental que "el Gobierno deje a un lado la negligencia y la falta de sensibilidad ante las necesidades laborales", específicamente de dotación de quipos, uniformes, zapatos especiales, herramientas, vehículos.

 

Rendición de cuentas

 

El vocero sindical indicó que luego de cesar el proceso de intervención de Corpoelec "se impone que las autoridades emitan un informe público de lo que encontraron"en la eléctrica estatal durante un año.

 

Además consideró un "sin sentido" que los mismos miembros de la junta interventora, sean ahora los miembros de la junta directiva de Corpoelec. "Esa intervención iba a producir transformaciones en el sector. Iba a aligerar cambios requeridos en la industria eléctrica y con lo que nos encontramos es con un deterioro de las instalaciones, de los procesos administrativos y de las operaciones; ha habido un retroceso".

 

Navas refirió que en este año de gestión, "se han incorporado nuevas unidades generadoras y nuevas plantas, permitiendo al sistema contar con una holgura de 1.000 a 1.500 megavatios (Mw), pero el 38% de los circuitos de distribución operan con sobrecarga, de allí las constantes fallas; y las líneas de transmisión no tiene n capacidad para transportar tanta generación".