Aumentan los precios de los insumos para la construcción

 Caracas Sep 11 (El Universal) La actividad de la construcción cerró el pasado año con una contracción por la menor disponibilidad de materiales y en el transcurso del 2014 esas fallas en el suministro de productos han seguido, a lo cual ahora se suma un aumento en los precios de varios de los insumos que se usan en las obras de vivienda e infraestructura.

 

La semana pasada las siderúrgicas estatales les notificaron a los distribuidores de materiales que los precios de los productos de acero como alambrón y laminados tiene un ajuste de 96% y ese aumento ya fue notificado a los constructores.

 

Fuentes del sector construcción señalan que ese incremento en el valor de los materiales tendrá incidencia en los costos de los proyectos, los cuales ya se han disparado.

 

Agregan que otros materiales se han encarecido, especialmente aquellos que tienen un componente importado.

 

Más dificultades

 

A la par que los precios de los materiales se disparan, los problemas de abastecimiento con los insumos continúa.

 

En los últimos meses las siderúrgicas estatales se han enfrentado a problemas operativos y laborales, lo cual se ha reflejado en la menor producción, y por ejemplo, Sidor, que tiene 50% del mercado, entre enero y julio fabricó 553.786 toneladas y eso es 49,7% menos que en igual lapso de 2013.

 

Al registrarse una menor producción, la disponibilidad de materiales se reduce, y de lo que se genera el grueso se orienta a los planes oficiales y una pequeña porción reciben los constructores privados.

 

En junio el ministro de la Vivienda y Hábitat, Ricardo Molina, admitió que había fallas con los productos de acero y anunció que se contemplaba la importación de cabillas.

 

Pero las dificultades no solo se presentan con los insumos de acero, también se registra con el cemento.

 

Hace un mes la Fábrica Nacional de Cemento tuvo problemas con los techos de los hornos, cuyas reparaciones no se han terminado, y por esa situación la producción de esa empresa ha disminuido.

 

Otra de las empresas estatales como Venezolana de Cementos no está operando a 100% de su capacidad, por lo cual tampoco está garantizando suficiente suministro de cemento.

 

Fuentes del sector construcción señalan que Invecem es la que está totalmente operativa, pero tiene que atender la demanda del sector público y especialmente los proyectos que están por los convenios.

 

Comentan que dada esa situación que se registra con las cementeras desde hace cuatro semanas el suministro de ese material es crítico.

 

Aunado a los problemas operativos, las cementeras además comenzaron a regular la venta de cemento con lo cual las constructoras podrán adquirir el insumo en las plantas cercanas a las obras que estén ejecutando.

 

Las industrias mandaron notificaciones a los privados para detallarles las instalaciones donde deberán comprar dicho material. Antes si una constructora estaba desarrollando proyectos en el estado Miranda y la existencia del insumo estaba en alguna de las plantas del estado Anzoátegui, la empresa podía efectuar la compra en esa instalación, ese esquema ya no se podrá realizar.

 

Las fuentes del sector apuntan que ante los obstáculos que se presentan con los materiales la actividad no se ha logrado recuperar.